Acerca de Lanzadera2

Me considero una persona dinámica, sociable, creativa, positiva, cariñosa, sincera, responsable, organizada, perfeccionista y me gusta ayudar a la gente. Quería comunicaros de que soy la encargada de este Bloc , porque somos un grupo de jóvenes que estamos en la búsqueda de empleo y estamos en un proyecto que vamos a disfrutar al máximo para conseguir nuestro objetivo. Conseguir un trabajo. Es una experiencia única que no vamos a desaprovechar.

La educación de calle y Programa Vives Emplea

Por Mamen Blanco. Alumna en Prácticas Itinerario de Inserción “Educador/a de Calle” del Proyecto Redes Sevilla del Ayuntamiento de Sevilla.

La educación de calle surge como una necesidad de dar respuesta a las necesidades específicas de un barrio o de un tipo de población,siendo una intervención en medio abierto. Todos los programas que se realizan haciendo una buena observación del  barrio, analizando sus necesidades, conociendo sus recursos y trabajando en red entre las distintas organizaciones que lo componen, generalmente salen bien, sirven de ayuda y tienen continuidad en el tiempo. El objetivo final es la selección de candidatos que mejor se adecuen al perfil solicitado.

Esto es lo que me encontré el otro día en el evento del Vives Emplea Sevilla Norte.

Para que estos programas persistan y motiven a los participantes, deben estar dirigidos y liderados por profesionales comprometidos a los que le apasione su trabajo. Este es el caso de la coach y pedagoga Isabel Muñoz, la cual con su saber hacer y profesionalidad acompañó a un verdadero equipo de jóvenes a llevar acabo su proyecto de vida, mediante el trabajo en equipo, sesiones individuales, empoderamiento, búsqueda de competencias personales y emprendimiento entre otras cosas, objeto del programa.

1891130_825138494243968_5878544409882466834_n

Otra cosa importante de la educación de calle es relacionar y gestionar contactos para que de alguna forma puedan ayudarnos en nuestros proyectos y confluir sinergias en todos los ámbitos laborales. Allí se hicieron presente organizaciones como Federación Enlace hablando de los certificados de profesionalidad. Las coordinadoras del Programa REDES del Ayuntamiento de Sevilla, explicaron sus proyectos que dan cabida a personas desempleadas en riesgo de exclusión.

Emprendedores sociales como Antonio Chamorro de Mentoris, nos explicó cómo a través de la pasión por la educación forma su empresa, implementada por el trabajo en red y por elegir bien el compañero de viaje, condiciones indispensables para emprender.

Juan José Reyes, otro emprendedor de Polígono Sur actuó directamente en la mesa speed datting, en la que yo participé y pude observar la buena crítica positiva y constructiva que hacía con los participantes al acto, simulando una entrevista de trabajo.

La educación de calle es esto, el contacto directo y cercano con las personas, desarrollando sus capacidades y adaptando las nuestras y sobre todo dejando un poquito de corazón en los colectivos más vulnerables y que a día de hoy…..podemos ser en algún momento uno/a de nosotros/as.

Mi experiencia en el Evento Profesional Vives Emplea Sevilla Norte

Por Fátima Martos, Alumna en Prácticas Itinerario de Inserción “Inserción Sociolaboral para Colectivos en Riesgo de Exclusión Social” del Proyecto Redes Sevilla del Ayuntamiento de Sevilla.

Cuando llegué al Centro Municipal de Formación y Empleo de Polígono Norte, a las nueve de la mañana, no había demasiado ambiente. Cierto y verdad es que el evento estaba previsto que comenzara a las nueve y media.

Isabel Muñoz, coach responsable del proyecto Vives Emplea Sevilla Norte, junto con el equipo de participantes (verdadero protagonista del día) aparentaban tenerlo todo controlado, así que poco podíamos hacer, más que esperar a que llegarán los/as invitados/as.

Decidí hacer algo de tiempo, y me acerqué a la Escuela Oficial de Idiomas (tenía pendiente formalizar mi matrícula), y cual fue mi sorpresa cuando regresé y aquel lugar que abandoné, apenas veinte minutos antes, se había convertido en un hervidero de gente. Me impresionó muchísimo que ni siquiera quedarán sillas libres (y me consta que se habilitaron bastantes).

Si tuviera que elegir una palabra para hablar del evento, esa sería sin duda “ÉXITO”.

Éxito de asistentes (consiguieron congregar a más de cien personas), éxito de empresas, instituciones y entidades colaboradoras, éxito de la organización, éxito de la técnica responsable del proyecto.

Sin duda, me quedo con las intervenciones y aportaciones de aquellas personas que venían en representación de entidades y empresas, tales como Sevilla Acoge, Grupo Eulen, Idesur, Mentoris y Mujeres Entre Mundos, entre otras, para compartir con todos y todas información tan valiosa como qué perfiles son los más demandados en el mercado de trabajo, qué aspectos se deben resaltar en el curriculum, cómo se solicita un certificado de profesionalidad, qué requisitos son imprescindibles para acceder a su propia entidad o cómo emprendieron y crearon su propia empresa, entre otras.

La dinámica de entrevistas cortas “Speed Dating” estuvo genial, y supuso una gran oportunidad para el público asistente de hacer una presentación corta y recibir el feedback de una de las seis empresas que se prestaron a ello (¡no todos los días la directora de Sevilla Acoge se sienta contigo a aconsejarte u orientarte sobre tus puntos fuertes o tus aspectos a mejorar!).

Un evento como broche de oro a una primera edición de Vives Emplea Sevilla Norte llena de éxitos.

Me gustaría añadir que, previo al evento, tuve la suerte de acompañar a los/as participantes en parte de la organización del mismo, y ver el resultado tan triunfante de tanto trabajo, esfuerzo e ilusión fue para mi muy gratificante.

Encuentros profesionales de este calibre, que ponen en contacto a personas desempleadas en búsqueda activa de empleo, y a empresas que buscan candidatos/as, y que posibilitan el networking, desde el punto de vista de la inserción sociolaboral se hacen necesarios.

Espero que se celebren muchos más y que yo los vea.

Ser tocada por Vives Emplea…

Por Elena Martín.

Elena Martin2Era lunes. Preparaba el almuerzo cuando sonó el teléfono. Sin saber quién podría ser a eso de las dos de la tarde, me sequé las manos aprisa. En la pantalla, el nombre de Maite González, la chica que días atrás me había informado sobre el Proyecto VIVES Emplea cuando llamé interesada.

Supe de VIVES el día en que me acerqué a renovar personalmente la demanda de empleo. Desorientada personal y profesionalmente, leí en la sinopsis del cartel en A4 la palabra buscadores. “Yo soy buscadora”, sentí; cogí el bloc de notas que suelo llevar en el bolso y, con letra de tomar apuntes, copié el nombre del proyecto, un número de teléfono, nombre y primer apellido de Maite, y su dirección de correo electrónico.

Una vez hablamos vía telefónica, le envié la documentación necesaria para echar mi solicitud y asistí a una entrevista grupal en la oficina del Comisionado de Polígono Sur.

Aquel veintidós de enero no todos seríamos seleccionados para participar. Comenzamos por presentarnos y decir un adjetivo que nos definiera; escribimos un párrafo explicando cómo nos veíamos en un futuro cercano, la coordinadora nos puso una presentación en Power point, y, para acabar, nos dividimos en dos grupos. Por equipos creamos una casa con material de papelería. Algunos miembros del mío serían los que más adelante vivirían conmigo la experiencia de Vives Emplea: Mª Carmen, Rubén, Ana y Antonia, creo recordar. Al salir, saludé a Jacinto, que estaba en el equipo contrario y había sido vecino mío durante años. Nos deseamos suerte en el proceso de selección sin saber que VIVES nos daría la oportunidad de ser amigos.

IMG-20150512-WA0093

Maite González”, ponía en la pantalla. Con las manos todavía húmedas y el trapo de cocina en una de ellas, descolgué. Esperaba su llamada desde hacía como una semana y media. Cuando anunció que había sido seleccionada para participar en el Proyecto, me sentí la persona más afortunada de la Tierra. Desde alguna parte invisible de mí, sabía que esta experiencia era muy necesaria en el momento en que me encontraba, no solo para buscar de empleo, sino para catalizar un proceso de autoconocimiento y eclosión ya iniciado años atrás. VIVES sería el catalizador humano y social que me impulsaría a continuar mi transformación tras un arduo período. Me había tocado la lotería.

IMG_0076Por las mañanas, mucho antes que la alarma del móvil, me despertaba el entusiasmo de asistir al Centro REDES con otros como yo, de caminar juntos hacia nuestro futuro, de recuperar la ilusión de seguir avanzando. Martes, miércoles y jueves eran las tres mejores mañanas de la semana, llenas de esperanza, motivación, risas y retos. Más adelante, también lo sería la del lunes con los talleres de emprendimiento impartidos por Alberto.

Emociones que solo yo conocía fueron saliendo a lo largo de las sesiones y del trato con mis compañeros; ellos no han sido testigos de todos mis cambios, pero sí de muchos de ellos. Los quistes emocionales, rompieron, desaparecieron. La crisálida que tanto tiempo llevaba aletargada, lograba detonar su propio contenedor, proyectar hemolinfa a sus alas, desplegarlas y empezar a batirlas sacudiéndose de oscuridad y miedo. Veía la luz del sol atravesar su colorido descubriendo vidrieras policromáticas.

Mis compañeros han facilitado esa completación al mismo tiempo que yo he sido espectadora de sus propios avances. Día a día, el efecto transformador y expansivo de las sesiones no se quedaba allí dentro, sino que alcanzaba mucho más allá de la puerta del aula de reuniones y del Centro REDES, empezando por el conserje, también compañero de viaje.

IMG_0105

Ha sido increíble tratar con todos: asistentes, voluntarios, coordinadores, profesionales… Casi sin conocernos me hacían sentir en casa, me sentía acogida y una más del grupo. Los participantes nos hemos comprendido, mirado, escuchado, apoyado, ayudado, leído interminables entradas de Whatsapp, vivido experiencias constructivas y entrañables…

Ha sido un trabajo en equipo desde uno, para con uno, para y por los otros; para la sociedad de la que formamos parte.

IMG_0242Porque todo esto llegaría, me emocioné cuando Maite pronunció que estaba admitida. No sé cuántas veces le daría las gracias con el trapo de cocina en la mano y el fuego puesto, pero se las vuelvo a dar ahora. A ella y a mis compañeros, con los que he tenido tanto el privilegio de caminar como el valor de mostrarme como soy. Percibo en ellos la belleza, la sencillez, la espontaneidad, las ganas de vivir que añoraba a mi alrededor; cualidades presentes, VIVAS en todos ellos. Gracias a todos los que han participado en este proyecto directa o indirectamente, en la condición que haya sido.  Gracias a esta iniciativa de Acción Contra el Hambre por hacerme sentir VIVA de nuevo.

Vives Emplea… un viaje hacia mi misma.

Por Antonia Sánchez, voluntaria programa Vives Emplea.

Para mí, todo ha sido un viaje…

Antonia Sanchez2Después del viaje realizado en Vives Emplea, en el que uno/a se adentra en un recorrido de autodescubrimiento, autoconsciencia y autorealización a través de un desplazamiento en  vagones compartidos, llego a mi destino con varias conclusiones que me gustaría compartir.

Antes de viajar, busca información, habla con personas que hayan viajado ya, haz una lista de las cosas que te gustaría ver, hacer etc. Estos aspectos se han trabajado durante Vives Emplea a través de canales de comunicación digitales y personales, con uso eficiente del tiempo que dedicamos a obtener información. Como dicen el tiempo es oro, no podemos malgastarlo en buscar información que no necesitemos para nada.

Todo viaje u experiencia que se emprenda tiene que tener ante todo, un motivo. Por lo que antes de organizar nada, plantéate por qué quieres iniciar este camino. Cuánto más claro lo tengas, cuánto más preparado para emprenderlo estés, más gratificante y fructífero será. Éste aspecto lo hemos tratado a través de  dinámicas de motivación y que fomentaban el desarrollo de la Inteligencia emocional y su gestión, autoconocimiento  y marca personal y a través de  talleres de emprendimiento, implicándose cada participante en la medida de sus necesidades-motivaciones personales.

10382973_1542027132752402_4012514578359235455_n

Otra de las cuestiones que considero fundamental para aprovechar esta experiencia es  cuestionarse hacia dónde quieres ir. Esta cuestión que a priori parece absurda, cuando indagamos a niveles más profundos, muchos de nosotros/as  nos damos cuenta de que no es tan evidente como uno/a cree. Y es que muchas veces, uno/a sigue un camino que fue trazado en tiempos pasados y que ya no nos lleva hacia donde nos gustaría ir ahora. Es entonces, cuando, a veces, comienza un conflicto interior y nos quedamos bloqueados/as y/o paralizados/as en cualquier estación sin destino alguno. Por ello una de las premisas que nos han acompañado de la mano, aquí  y ahora. Porque solo es el momento presente el que tendremos en cuenta para estar conectados/as a nosotros/as mismos/as.

En algunas ocasiones, nos sucede también, que cuando nos toca desembolsar el precio de dicho viaje,  nos encontramos  con una crisis motivacional: “no sabemos si deseamos invertir en ello”. Es en ese momento cuando tu respuesta determinará el comienzo o no de ese viaje. Estos aspectos se han tratado a través de dinámicas de motivación fundamentalmente, fomentando un clima de reforzamiento positivo de las fortalezas de cada miembro del equipo a través de un feedback constructivo. Lo que hemos denomidado MEMA: aspectos a mantener, a eliminar, a mejorar y a aumentar.

IMG_0007Otro aspecto que he observado durante este viaje, es que muchos no sabemos en qué medio de transporte queremos desplazarnos. Si queremos ir más rápido, pagando tasas más altas, como por ejemplo, mediante formaciones privadas o una búsqueda más especializada por sector, o si por el contrario plantearnos pasear  en transporte público, el cual tardará más en llevarte al lugar o realizar una búsqueda más general. Este aspecto, es fundamental para evitar la frustración  de muchas personas que se proponen trabajar, que cuando comienzan a enviar currículum o buscar, van esperando que cualquier medio les lleve rápidamente a cualquier destino, siendo la realidad algo totalmente distinta. Esta área es cuestionada a través de  redacción de cartas de presentación, de currículums y de búsqueda de portales de empleo. Usando redes sociales y desarrollando competencias digitales, imprescindibles hoy día para mantenernos conectados/as al mundo que nos rodea y alfabetizados/as.

Ante todos estos aspectos y más que mencionaré seguidamente,  yo pediría que uno/a fuera sobretodo sincero/a consigo mismo/a y se planteara viajes que deseara  de verdad. Que se tomaran un tiempo para decidir tranquilamente hacia dónde quieren viajar, si se ven en un tiempo determinado disfrutando, qué desean experimentar, si están dispuestos a sacrificar, invertir  y preparar un mapa con las paradas y estaciones donde podrían repostar. Tomar decisiones puede no ser fácil, pero necesario para embarcar. Toma de decisiones y resolución de conflictos, son aspectos que también se trabajan de modo transversal durante el Vives Emplea, teniendo en cuenta que la primera decisión que se le ofrece tomar es la de participar o no en el proyecto.

IMG_0585

Otra cuestión que considero importante a plantear antes de viajar, es si llevamos en nuestra maleta todo lo necesario. Al ser un viaje largo y veces con dificultades, necesitaremos  de todo: desde  conocimientos, experiencias, habilidades o competencias que podamos guardar,  hasta  bolsillos llenos de determinados pensamientos, actitudes, sentimientos, que nos llenen de osadía, fortaleza y capacidad para crecerse ante las adversidades, facilitándonos al máximo nuestra travesía. Visualizar en todo momento la posesión de competencias personales y profesionales y usarlas eficazmente, es sin duda uno de los pilares que hemos tenido en estos meses.

Desde Vives Emplea, pensamos que nadie puede ir cargado con todo esto sólo en una maleta,  por eso nuestro viaje se plantea hacerlo en equipo, para compartirse, compensarse y completarse  su peso consiguiendo además, que sea  más divertido y entretenido. El primer día se crea un concepto del equipo que deseamos formar y damos a cada miembro su lugar creando un clima de confianza y seguridad.

Relacionando este aspecto anterior, otra cuestión que me ha  parecido importante durante este viaje, es elegir bien a tus compañeros/as o camaradas. Seleccionar personas que crean en ti, que te ayuden cuando lo necesites, que estén dispuesto a escucharte y a valorarte por quien eres, que te aporten, que compartan el contenido de sus maletas y el peso de tus enseres. Como leí una vez, las emociones se contagian. Rodéate quien te contagie felicidad, quien te transmita seguridad y confianza en tu viaje.

IMG_20150429_174407032

 No dejes que nadie te diga que no viajarás, que no eres un buen viajero o que no se puede cambiar. Si te encuentras con personas así, cámbiate de vagón y busca a otros/as compañeros/as. Siempre hay otros/as viajeros/as por el camino que sí confiarán. En el Vives Emplea, sabemos las repercusiones tan impactantes de este aspecto, que se elige a personas que desean participar y enriquecerse en equipo.

Al fin y al cabo, la vida está para viajar. Y a veces, solo tenemos una oportunidad.

Mi experiencia como voluntaria en el Programa Vives Emplea, puedo decir, que ha llegado a sus últimas estaciones. Y la experiencia me avala al afirmar, que cuando sigues algunas de las pautas que he señalado más arriba, consigues llegar a tu final de trayecto con una gran satisfacción, felicidad y porque no decir, con una maravillosa transformación personal.

IMG_20150505_105931

Hemos disfrutado de muchas experiencias más, pero sólo las podrá disfrutar quien se anime a viajar con Vives Emplea de Acción Contra el Hambre… sólo en ti estará querer o no quererte lanzar. ¿Te atreves a buscar tus sueños?

Gracias.

Programa Vives Emplea: un proyecto que empodera a las personas

Durante estos meses os hemos ido contando cómo ha sido nuestra experiencia día a día en el programa Vives Emplea que se ha desarrollado en Polígono Sur de Sevilla.

Hoy, os traemos este vídeo en el que no sólo lo contamos nosotros, sino los y las participantes de los ocho equipos que en este momento Acción Contra el Hambre tiene en marcha en toda España.

Dale al play… ¡y descubre la experiencia Vives Emplea!

Programa Cofinanciado por el Fondo Social Europeo dentro del Programa Operativo de Lucha contra la Discriminación 2007-2013

EN SOLO UN RATO CON ANTONIO GALISTEO

Por Elena Martín.

IMG_0497El pasado miércoles, la sobremesa de una tarde fresca en la que el azahar hacía sonar algunas notas, los miembros del equipo Vives Emplea de Polígono Sur acudimos a una sesión de coaching con el profesional Antonio Galisteo. En su metodología de trabajo grupal, Antonio entremezcla técnicas de teatro, coaching y clown; una combinación liberadora que todos tuvimos la oportunidad de probar y disfrutar durante dos cortas horas en las que también participaron Christian e Isabel, asistente y coordinadora, respectivamente, del recién comenzado proyecto Vives Emplea de Polígono Norte. Maite González –coordinadora del Equipo y amiga– nos presentó al que sería nuestro catalizador antes de que entrásemos en el Centro Social Don Bosco donde tuvo lugar la sesión. Ya antes de comenzar, Antonio nos caía bien.

IMG_0510Nos cedieron un espacio con amplios ventanales atravesados por el sol intermitente de la estación recién estrenada. Comenzamos encendiendo tres velas de colores: la del extremo izquierdo la prendió Antonio, la del derecho, Maite, y la central, Manuel, compañero de equipo de Polígono Sur. Seguidamente nos dimos una ducha imaginaria para desprendernos de todo aquello que nos pudiera pesar u obstaculizar y continuamos con divertidos y variados juegos acompañados de música. Caminamos por la sala, corrimos, NOS REÍMOS, imitamos al mono y al cerdo, nos miramos a los ojos (unos, se sintieron intimidados, otros nos vimos reflejados en la mirada del compañero), representamos escenas improvisadas sobre la marcha… Guiados en todo momento por la expresividad, el dinamismo y la cercanía de Antonio. Cuanto hicimos nos aportó información sobre nosotros mismos y nos sirvió para reflexionar sobre cómo abordamos cada uno las situaciones de la vida, tanto laboral como personal.

IMG_0519

Antes de despedirnos, formamos un círculo entre todos uniendo nuestras manos. Al cerrar los ojos, fue energizante sentir las manos de los compañeros mientras la luz y el calor del sol incidían en los párpados proyectando fosfenos anaranjados, brillantes y envolventes. Al abrirlos, apagamos las velas que encendimos al principio con la fuerza de un efusivo aplauso colectivo.

IMG_0552

Me quedo con todo, especialmente con que hemos de estar abiertos a considerar otras opciones y a intentarlo por vías distintas. Perder el miedo a ser como somos, pues es nuestra peculiaridad, rareza, genialidad… lo que nos hace únicos y donde se encuentra la clave de nuestro éxito. Si queremos alcanzar una meta, además de dar el máximo, hemos de hacerlo sin descafeinarnos.IMG_0566

La gestión del tiempo: ese maravilloso reto.

Por Jacinto Saavedra, miembro del equipo Vives Emplea Sevilla Sur

El tiempo es más que oro.

El oro se compra y se vende, pero el tiempo siempre se pierde. Saber gestionar nuestro tiempo es fundamental para aprovechar las oportunidades; no nos hace esclavos de un horario, sino más dueños de nuestras decisiones. Optimizar el uso del tiempo nos hará más eficaces y eficientes, y aumentará nuestra autoestima y felicidad.

Todo esto suena muy bien, pero gestionar el tiempo es difícil, ya que exige reflexión y planificación. Tenemos que reflexionar sobre qué metas nos planteamos a corto, medio y largo plazo, y qué obstáculos y recursos tenemos, tanto materiales como personas. Unas metas serán más importantes que otras, y desde luego que muchas se quedarán por el camino, por lo que nunca viene mal un plan B.

whereEste primer paso es a veces el más difícil, especialmente en momentos de incertidumbre, inseguridad o falta de esperanzas en que las cosas vayan a salir adelante. En esos momentos te sientes a la deriva, viviendo el día a día y esperando a que la situación mejore. Es ahí donde más fuerzas hay que sacar para sentarte y pensar de manera amplia, empezando por todos los recursos y personas a tu alrededor que te puedan facilitar los retos que te vas a proponer, para así no abrumarte. Este paso viene acompañado de un autoconocimiento, para ser conscientes de nuestras fortalezas, debilidades, oportunidades y amenazas.

Tras la fijación de metas comenzamos la planificación, que deberá ser lo más realista que podamos. Ni siquiera tienen que ser horarios rígidos, ya que siempre habrá acontecimientos futuros que se escapen a nuestro control, por lo que tendremos que valorar la flexibilidad que debemos darle a ciertas tareas o momentos del día. También deberemos distinguir la importancia y urgencia de nuestras tareas.

Ante acontecimientos urgentes, nos ocuparemos inmediatamente de ellos si son importantes, o delegaremos en otros si no lo son tanto. Si no son urgentes, los anotaremos en nuestras agendas o calendarios si consideramos que aun así son importantes, y si no los pospondremos indefinidamente para cuando nos venga bien. El perfeccionismo como obsesión por detalles inmediatos nos hace perder de vista el objetivo de nuestra tarea, dilatándola y robándole tiempo a otras tareas quizá más importantes.

Matriz de Eisenhower para priorizar tareas. Fuente: Superyuppies.com

Matriz de Eisenhower para priorizar tareas. Fuente: Superyuppies.com

La búsqueda de empleo, por ejemplo, debe plantearse como un trabajo en sí; debe delimitarse a un horario determinado, mejor si es por la mañana, cuando las empresas y nuestros contactos están más activos. Debemos anotar las ideas, contactos y tareas concretas; cuanto más desmenucemos un proyecto en pequeñas tareas, más fácil y ameno será de abordar. Así, evitaremos caer en distracciones que nos desconcentren, y en la procrastinación.

Esto no quiere decir que entre esas tareas no estén los momentos de ocio y disfrute con nuestros seres queridos, o aquello que nos apasiona. Los carcas suelen decir “primero la obligación, y después la devoción”. Priorizar es importante, pero tan importante es el trabajo como todo aquello que nos permite abordarlo al 100%, felices y con ilusión; aquello por lo que vivimos. Si nos planificamos, hay tiempo para casi todo.

“El tiempo sopla cuando sopla el viento
el tiempo ladra cuando ladra el perro
el tiempo rie si tu estás riendo
curioso elemento el tiempo”